La protesta; derecho negado

Durante 11 años la ciudadanía nicaragüense es intimidada por ejercer su derecho a la manifestación

Desde que Ortega llegó al poder nuevamente en el año 2007 se encargó de contener cualquier manifestación o protesta que pudiera hacer ver que en su gobierno no todo estaba tan bien, como lo señalaba la propaganda oficial. Para lograrlo se hizo con un grupo irregular; una fuerza de seguridad que operaría en conjunto con la Policía, pero al margen de la ley; los famosos camisas azules.

Estas personas fueron mostrando poco a poco su peor rostro hasta convertirse en las fuerzas paramilitares armadas, responsables de la muerte de más de 350 personas, todas manifestantes que exigían cambios democráticos en el país.

En el siguiente reportaje especial te contamos cómo poco a poco Daniel Ortega fue negando a la población, el derecho a la protesta.

Comentarios cerrados.