Lluvias en Nicaragua: 5 muertos, 11 departamentos y 100 comunidades afectadas

Las lluvias que afectan a  Nicaragua han dejado al menos 5 personas muertas en las ultimas horas

Cinco muertos, cuatro hombres y una mujer, 11 departamentos y más de 100 comunidades rurales afectadas son el resultado hasta el momento de las fuertes lluvias que caen en Nicaragua.

Según los datos oficiales, la tormenta provocó la muerte de un joven pescador de 23 años en Chinandega y otras cuatro que fueron arrastradas por ríos crecidos en Siuna (Caribe Norte), Boaco (centro) y Jinotega (norte).

De acuerdo al monitoreo climático del Centro Humbolt, desde el pasado jueves 3 de octubre han caído 200 milímetros de agua por metro cuadrado en la región del Pacífico. Es decir, el 80% de lo que debería caer durante todo el décimo mes del año.

Según El Nuevo Diario, unas “15 comunidades rurales del municipio de La Conquista, en Carazo, quedaron aisladas por la crecida del río Cacalojoche. Entre las comunidades más afectadas se encuentran La Solera, San Gregorio, La Pita y La Pitilla. Ayer el agua rebasó el puente que une a Casares con las comunidades de Tupilapa, Huehuete, El Tamarindo, Playa Hermosa, El Ojochal, entre otras”.

En  La Paz Centro, Nagarote, El Jicaral (León), los medios locales reportan decenas de personas evacuadas por su propia cuenta. En este departamento también se han registrado crecidas de ríos.

En el barrio de Monimbó en Masaya varias casas resultaron destruidas por el temporal. En San Juan del Sur (Rivas), las autoridades reportan daños a lanchas como consecuencia de las fuertes marejadas en la bahía.

En Nueva Segovia, Madriz, Estelí y Matagalpa al menos 40 mil personas se quedaron sin energía eléctrica en las últimas horas.

Hasta este domingo el Gobierno de Nicaragua aún no presentaba un plan de acción para hacer frente a la emergencia. Sin embargo en Managua se ha visto, a través de la televisión oficialista, a Fidel Moreno, secretario general de la municipalidad y a la alcaldesa Reyna Rueda entregando colchones y fotografiándose con las familias afectas.

Esta acción ha sido criticada fuertemente por la población porque aseguran que el orteguismo está usando nuevamente a la gente para tratar de enderezar su imagen, muy golpeada después de la represión ordenada por el ejecutivo y que ha dejado más de 500 muertos según organismos locales de derechos humanos.

Fotografía: Cortesía/NicaraguaInvestiga